1. Zapatos parlantes de Google

    El gigante de internet ha presentado el prototipo de unos zapatos de la marca Adidas capaces de hablar e informar en redes sociales sobre la actividad que realiza el usuario. Este calzado tiene como objetivo animar a sus usuarios a hacer ejercicio y llevar un control de sus hábitos deportivos.

    El sistema consiste en que, a través de los distintos sensores que contienen los zapatos -acelerómetro, giroscopio o de sensores de precisión-, se generan una serie de datos. Éstos se procesan y son enviados a través de Bluetooth a los distintos dispositivos Android escogidos por el usuario y, a su vez, ser traducidos por el propio dispositivo en tiempo real en «un comentario divertido y motivador» a través del altavoz de su lengüeta o en un mensaje en las redes sociales. Por ejemplo, si la persona que las lleva puestas se encuentra sentada o en inactividad durante un tiempo prolongado, los zapatos dirán cosas como: “Esto es muy aburrido” o “pareces una estatua”.

    Los zapatos parlantes o Talking Shoe son, de momento, un prototipo diseñado como parte de la promoción de la nueva plataforma publicitaria de Google “Art, Copy and Code”, que busca experimentar con conceptos innovadores.

    Aquí os dejamos el video presentación de los zapatos:

  2. El artista Sean Miles nos ha sorprendido, haciendo realidad una fantasía de los fans de la serie Agente 86. Utilizando cuatro teléfonos viejos ha tuneado cuatro modelos diferentes de zapatos: unas zapatillas deportivas, unas botas, unos zapatos de hombre y unos zapatos de tacón Louboutin. Aunque como podemos ver en las imágenes, ha mejorado mucho el diseño.

    La fuente de la noticia es el diario The Sun, que ha confirmado que tendrían un coste de 2.800€. Bastante lejos de la mayoría de los mortales.

    Por el momento nos tendremos que conformar con el chip en la zapatilla para ir a correr, y llevar el móvil en el brazo.

    Fuente: Telecinco.es | BlogGadgets

  3. Una vez que habéis recibido vuestro pedido de Kukimba, os ponéis vuestra nueva adquisición, salís a la calle y a disfrutar, como un niño con zapatos nuevos. Pero ¿qué hacéis con la caja?

    Seguro que muchas la tiráis, otras la almacenáis en un armario con la esperanza de darle algún otro uso que nunca llega.

    Hoy es el día para sacar esas cajas de zapatos del fondo del armario, y darles uso. Vamos a ver cómo construir una casita de muñecas.

    Pasos:

    1.- Definir la estructura de la casita de muñecas

    2.- Pegar entre si las cajas, hasta conseguir la forma deseada

    3.- Cubrir toda la estructura con papel de periódico encolado.

    4.- Aplicar una mano de pintura blanca, para facilitar que la pintura que añadamos a cada habitación, quede uniforme.

    5.- Pintar cada habitación, añadiendo los detalles deseados con un rotulador.

     

    ¿Os animáis? Es una bonita actividad para practicar en familia, y disfrutar con los peques.

    Para esto sirve cualquier caja de zapatos, ya sean zapatos de mujer, zapatos de hombre, zapatos de niña, zapatos de niño, o incluso las cajas del outlet de zapatos.

     

    Fuente: La Factoría Plástica

  4. Si hace ya un tiempo os enseñamos unos zapatos con tacón desmontable, hoy os traemos unos zapatos totalmente desmontables. Para que hagáis unos zapatos personalizados.

    Todas estas combinaciones son posibles gracias a los corchetes, que permiten una sencilla unión.

    Comprando varios modelos, podréis hacer vuestras propias combinaciones. Otra posibilidad es comprar el zapato por partes. Intercambiando tacones, suelas, correas… podréis dar rienda suelta a vuestra creatividad.

     

    Mucho cuidado, a ver que mezclas hacéis. Combinaciones posibles, hay muchas, pero no todo queda bien.

    Fuente: Trendencias

  5. Ya no tenéis excusa para no llevar unos zapatos y lucirlos en una fiesta, porque llueve y por el camino se os van a manchar. Os presentamos esta funda para proteger los zapatos. Así tendréis los zapatos listos cuando queráis lucirlos.

    Esta funda fue originalmente inventada para los festivales de música, para evitar confundir nuestros zapatos con el suelo. El único modelo disponible es de unas botas Converse, eso sí, en varios colores.

    Si eres de los que no se preocupan por lucir zapatos, y simplemente busca la comodidad, puedes llevar debajo cualquier tipo de calzado que sea cómo. Por muy feo que sea, quedará disimulado.

    Fuente: Trendencias
    Sito: Spinning Hat

    Etiquetas
  6. Tenéis que abrir una botella de vino y no tenéis sacacorchos, ni ningún otro medio de abrir la botella que no sea rompiendo el morro. Seguro que os ha pasado más de una vez.

    Hay más de una forma de abrir la botella. Entre ellas la que hoy os queremos destacar es utilizando un zapato. ¡Sí un zapato!

    Os dejamos un vídeo para que veáis cómo proceder.

    La primera vez yo probaría con un vino peleón.

  7. ¿Estas aburrido de los mismos zapatos clásicos?
    Atrévete a marcar tendencia. Os dejamos aquí una colección de zapatos, como dice el título del post, originales, curiosos y extravagantes.

     

    ¿Qué os parecen? Los zapatos del plátano son muy graciosos.

    Fuente: 6to poder | Google Images

     

  8.  

    Los tacones no sólo levantan los glúteos de la mujer, sino que, según una investigación, sirven para mejorar su capacidad sexual. Además de hacer a la mujer más alta y atractiva, también mejora la vida sexual.

    Según el estudio publicado en la revista European Urology, realizado a 66 mujeres de menos de 50 años, utilizar zapatos de tacón ayuda a mejorar los músculos de la pelvis, lo que favorece unas mejores relaciones sexuales.

    Los músculos se relajan con los tacones, lo que incrementa su fuerza y su habilidad para contraerse, son las conclusiones que ha extraído el estudio.

  9. Una empresa española ha fabricado un zapato con dos tacones intercambiables.

    Después de muchas horas de baile en una boda, o de un largo día de trabajo… podrás ajustar la altura de los tacones, sin necesidad de tener que llevar dos pares. Una comodidad y muy práctica.

    Los tacones estarán disponibles en dos tamaños, 8 y 4 centímetros, y se fijan con un imán. Además la horma del zapato es adaptable a las dos alturas, para que el zapato no pierda la forma.

    La idea surgió durante una fiesta, ya que vieron que al final del día muchas mujeres tuvieron que cambiar de zapatos, para poder seguir disfrutando de la celebración.

    Una buena idea, y sobre todo práctica.

    Fuente: Eitb

« entradas más recientes

Páginas